La app de España para la Covid

Registro de exposición a la covid 19

Desde que empezó la pandemia que nos ha dejado encerrados en casa nos hemos dado cuenta de la importancia que tienen las nuevas tecnologías en nuestra vida diaria.

Desde las comunicaciones interpersonales a las profesionales, pasando por adaptar el pequeño y mediano comercio a las necesidades de los clientes en tiempos de cuarentena.

Una de las aplicaciones que más me llamó la atención fue la que hace unos meses sacaron en China para la geolocalización de los positivos en coronavirus. A priori, un funcionamiento más que sencillo, nos la descargamos y vamos añadiendo nuestros datos médicos a medida que pasan los días, qué temperatura tenemos o si hemos dado positivo en unos de los test que nos hagan.

Ya habíamos hablado de «Los espías de la Covid» y parece que ahora, va más en serio que nunca porque ya se está probando una nueva app en Canarias para implementar en un futuro no muy lejano.

En los últimos días ha corrido un bulo sobre la instalación sin nuestro permiso de una aplicación de Google y Apple, algo que no es cierto ya que lo que han hecho ha sido actualizar a través de los ajustes algunos parámetros como por ejemplo, que podamos añadir el reconocimiento facial con la mascarilla puesta. Los que tenéis teléfonos de este tipo seguro que lo habéis agradecido, y en algún momento, habréis echado de menos el reconocimiento de la huella dactilar.

Otra de las implementaciones que han ajustado es que el bluetooth no gaste por encima de sus posibilidades, ya que será la conexión que haya con otro tipo de usuarios para saber quiénes han estado cerca de alguno de los casos de coronavirus.

Los de Google y los de Apple han estado trabajando como buenos amigos en la implementación de estas nuevas características en el sistema operativo y estas opciones además son personalizadas, podemos activarlas o desactivarlas a nuestro antojo. Así que si os ha llegado u os llega un mensaje sobre la instalación de una aplicación nueva sin vuestro permiso es mentira.

Si accedemos a la aplicación de salud de nuestros teléfonos podemos ver que hay una nueva opción que dice: «registro de exposición a la covid-19» como os muestro en la siguiente captura de un iphone.

Para poder activarla además, es necesario que tengamos una aplicación oficial con la que sincronizarla, de tal forma, que podamos establecer de forma anónima contacto con otros usuarios que pasen cerca de nosotros, para que, en su caso, nos llegue la notificación de «has estado con alguien que tiene covid».

¿Cómo va a funcionar la aplicación?

El funcionamiento de la aplicación es relativamente sencillo, se instala la aplicación y una vez registrados con nuestro número de teléfono estaríamos dando acceso a nuestros datos de salud y también a los de nuestro entorno.

Esto es, al llevar la aplicación instalada y configurada, en el momento que nos hayamos cruzado con alguien que añade a su estado de salud: positivo en coronavirus, se envía una notificación a todas las personas con las que haya interactuado o se haya cruzado a menos de dos metros de distancia durante al menos 15 minutos, sobre su estado de salud actual.

Esto se puede hacer porque las conexiones entre dispositivos de forma anónima y con bluetooth, nos permite identificar quiénes han estado cerca de nosotros y también saber quiénes son los vectores de un foco. En otras palabras, acotar los posibles positivos para que, en su caso, puedan solicitar cita con el médico o la entidad que hace los test.

En ciertos aspectos se parecerá a la aplicación china, sin embargo, la protección de datos y toda la gestión de la información se supone que será y se gestionarán de forma muy diferente, ya que la normativa europea difiere bastante de la china.

Un dato interesante sobre la protección de nuestros datos es que ahora nos preocupa mucho menos que antes, entendemos que puede ser una herramienta imprescindible para los siguientes brotes que pueda haber.

¿Ya se está implementando?

En la actualidad hay una aplicación del ministerio de salud, que todavía no funciona de la forma esperada, ya que no rastrea, sino que está orientada a la autoevaluación médica y saber qué hacer o cómo actuar en cada momento.

¿Cómo funciona en otros países?

En otros países europeos ya estamos viendo las primeras aplicaciones, tanto en Francia como en Italia ya se han descargado muchos ciudadanos las aplicaciones de cada país, en ambos casos son gratuitas y voluntarias.

En ambos países el funcionamiento es muy similar al que se espera de la aplicación española, los usuarios se descargan la aplicación, activan en los datos de salud la exposición a la covid y sin mucho más que hacer, salvo síntomas o positivos, la dejamos que trabaje, por lo que pueda pasar.

En los países vecinos tienen ya más de un millón de descargas respectivamente, sin embargo, la polémica en Italia, está más que servida ya que, los diseñadores de la aplicación decidieron poner la silueta del hombre con un portátil delante y la de la mujer con un bebé en brazos. El error lo arreglaron rápidamente, pero el debate no, qué triste es ver cómo además se atreven a generar otro tipo de polémicas que hasta ahora, puede que hayan estado más silenciadas.