¿Cuánto se tarda en hacer una web?

servicios agencia de comunicación

Cuando pensamos en la creación de una web para nuestro proyecto o negocio, estamos dando un paso importante, en el que tendremos que pensar o haber hecho sobre el contenido que vamos a incluir en nuestro site, esto no es nada nuevo ¿verdad?

Dependiendo de lo planificado que tengamos toda la información llevará más o menos tiempo la ejecución de la web, entonces ¿Qué tipo de información debemos tener preparada?

La información previa

Deberíamos revisar nuestro logo, sobre todo si ya tiene un tiempo y vamos a dar el salto a la red, piensa en adaptarlo, cambiarlo, eso sí, sin perder la identidad de lo que haces y cómo lo has venido haciendo. Por ejemplo, si ya tienes una trayectoria considerable no puedes permitir que cambiar el logo signifique cambiar todos los valores, trayectoria, todo lo contrario.

Cada cierto tiempo, unos diez años, es conveniente adaptar un poco el logotipo, renovarse, adaptarse y seguir evolucionando con la sociedad, aunque este no es el tema que nos ocupa es necesario mencionarlo, porque si vas a crear una web para tu comercio es una de las cosas que podrán decirte los que te la van a crear, no lo hacen para vender más (que también) sino porque es su obligación como profesionales ponerte en antecedentes, al fin y al cabo para eso vas a confiar en ellos ¿no?

servicios agencia de comunicación

Agencia de publicidad Gijón, servicios disponibles

Qué tipo de contenido vas a incluir, ¿fotografías? ¿productos para la venta? ¿noticias actualizadas? piensa que aspirar a tener una web completa está muy bien, pero sólo si eso va a ser una nueva tarea más de la rutina de tu comercio. Es decir, que alguien (tú, un empleado, una empresa externa) se encargue de mantener actualizada la misma y todas las secciones que quieres crear. De poco te sirve si vas a crear una web con una pestaña, por ejemplo, que se llame «promociones» y sólo aparezcan las que se te ocurrieron en el proceso de creación de la web.

El proceso

Ya te has decidido, tienes la información que quieres incluir la web, todos los productos categorizados para la venta, las fotografías necesarias para acompañar los textos y alguna idea de cómo quieres que sea tu web, es hora de seleccionar a una empresa o candidato para que diseñe y desarrolle tu página, busca a alguien que te hable claro, la web no es llegar y besar el santo. 

Triunfar en internet es un proceso largo en el tiempo, que requiere inversión, tiempo y esfuerzo ¡Parece física! pero es que nada se consigue porque sí, ni por tus santos cojones, los que triunfan es porque curran como el que más.

La comunicación 

Si has creído que la mejor opción es delegar a una empresa de confianza la creación de tu web, tanto ellos, como tú, deberéis tener alguna que otra reunión en la que expongáis puntos de vista para que sea lo más aproximada y complementaria a tu negocio físico, al fin y al cabo será tu «nuevo establecimiento». Durante el proceso puede que los diseñadores web tengan preguntas, tú y nadie más que tú eres quien conoce tu producto y tu negocio, no te duermas en los laureles para contestarles o para enviarles la información que necesitan, es tuyo y si a ti no te interesa ¿A quién lo hará? 

Las revisiones

Como todos somos humanos pueden existir o faltas de ortografía, frases que conducen a error o alguna imagen que está en un lugar diferente del que habías dicho al principio, tienes que revisar toooda la web, sin dejar ni una coma, está bien que confíes en la empresa que te lo haga, lo normal es que no haya errores, si hay más 10 plantéate si realmente son competentes cómo para confiarles la imagen de tu negocio. 

Si ves los errores avísales y diles que te los corrijan, sería como si el cristalero no se hace cargo del cristal que rompió al poner tu escaparate.

Y ¿si no quiero líos?

Envíanos un mail y te asesoramos para que tengas una web en condiciones y acorde a los valores y trabajo que has y llevas realizando desde hace tiempo y bien. Una web es el escaparate que disponemos en internet, no debes descuidar los pequeños detalles, son los que marcan la diferencia.

Deja una respuesta