Es tiempo de los «mejores momentos»

La navidad comienza la semana que viene, llegará Papá Noel, comeremos como gochinos, cenaremos como valientes y pasaremos momentos inolvidables con familia y amigos, es época de mirar atrás y comprobar si hemos cumplido con nuestros objetivos, saber qué publicaciones hemos hecho con mejor alcance o más likes e incluso tiempo de nuevos propósitos.

Por lo general, la mayoría reflexionamos sobre lo que hemos hecho o lo que no, o sino os hemos equivocado pensamos en lo que debemos hacer para no volver a cometer un error, nos gusta apreciar también lo que sí hemos hecho, los buenos momentos, las alegrías, las victorias…y las redes sociales nos lo ponen fácil.

La primera en hacerse eco de nuestro año ha sido Facebook, que como viene haciendo desde hace un tiempo ya, nos recuerda cada día lo que habíamos publicado en años anteriores, para verlo con tener la sesión de Facebook abierta y visitar www.facebook.com/onthisday/ tenemos acceso a las publicaciones del mismo día en diferentes años.

Este año nos muestra una serie de fotografías, sin más, sin los comentarios, sin los likes, sin nada más que una tira de fotografías como si de un fotomatón se tratase. El método de selección está realizado con algoritmos específicos y sirve para mostrar las fotos en las que más interacción ha tenido la gente con nosotros. Este año es algo más sencillo que en anteriores (el año pasado creo recordar nos montaba un vídeo en el que podíamos seleccionar el fondo).

Todavía se ven pocos en las biografías de las personas, puede que por desconocimiento o porque el año pasado acabamos todos taan hasta las narices de este tipo de publicaciones..normal, esto va cambiando según las modas de las redes sociales, a veces somos borreguitos que en busca de ser los primeros entre nuestros contactos en contar algo, acabamos siendo cansinos, pero esto sería otro tema diferente del que estamos tratando hoy.

Las páginas de empresa son las únicas que no pueden generar el suyo de forma automática, lo podríamos diseñar todos si aplicamos paciencia, creatividad y coherencia con nuestra imagen de marca. Es una pena que este servicio no esté disponible para las páginas de empresa. A más de uno le gusta ver lo que ha hecho, puede que la decisión de no implementarlo sea o porque Facebook no iba a ingresar más o quizá pensaron «total que más da si cada vez se menos lo que comparten las páginas de empresa», una de las quejas más escuchadas últimamente en los círculos de expertos en social media.

Pronto empezaremos a ver este tipo de recopilatorios en otras redes sociales que también son habituales como Instagram o alguna aplicación para ver los tweets más importantes del año. Y sí, recordar lo bueno es bonito, aunque también debemos sentarnos a pensar, y ¿el año que viene? ¿qué? Las empresas son las primeras que deben recordar sus logros y sus desastres y plantearse el año siguiente, ¿Cómo quiere evolucionar? ¿Un blog? ¿Una web? ¿Un local?

Cualquier objetivo que nos planteemos y que sea realmente alcanzable debería servirnos para ponernos metas (propósitos) que alcanzar y mejorar.

El otro día hablando con un cliente, nos decía «el año que viene comenzamos con la estrategia del blog« así lo esperamos, le ayudaremos a encauzar su estrategia de contenidos, le asesoraremos mes a mes y apoyaremos con algunas publicaciones o le daremos soporte si tuviera o tuviese una crisis de reputación digital, de esas que te descolocan y no sabes como afrontar.

Este objetivo, que es totalmente medible y viable, es una tarea que no siempre es fácil de mantener viva, el saber qué contar o dónde buscar inspiración. Como dice el refrán popular, nunca es tarde si la dicha es buena, en este caso nunca es tarde para crear una web, un negocio o un proyecto, la navidad nos debería servir para llenarnos con la energía del nuevo año y pensar un poco más allá del ¿Qué me pondré en Nochevieja?

Si necesitas ayuda para ponerte al lío o prefieres pedirselo a los reyes magos en nuestra web puedes hacerlo, idearemos y crearemos una estrategia adaptada a tí y a tu negocio, para que el propósito de año nuevo lo veas realizado y además con resultados en épocas no demasiado lejanas.

Deja una respuesta